PLOCAN instala un laboratorio que estudia el comportamiento de los materiales en el mar

By octubre 1, 2020 Noticias

PLOCAN amplia su cartera de servicios con la instalación del laboratorio Harshlab 0.5 para el estudio de materiales en el medio marino, que se ha diseñado y fabricado dentro del proyecto europeo FLOTANT que tiene como objetivo desarrollar una tecnología eólica offshore flotante, innovadora y de bajo coste, optimizada para aguas profundas (100m-600m) y capaz de soportar un aerogenerador de 10+MW.

Con el laboratorio Harshlab 0.5 PLOCAN, que coordina el proyecto FLOTANT, dispone de una infraestructura especializada única en Canarias para el estudio de materiales en el medio marino gracias a la estrecha colaboración con el equipo de Ingeniería de la Corrosión de Tecnalia, que ha colaborado en la adaptación del diseño del Harshlab 1.0 sobre boya flotante en una infraestructura fija en la parte resguardada del rompeolas del puerto de Taliarte.

El respeto por el medio marino es prioritario a la hora de explorar nuevas fuentes de recurso energético, por ello FLOTANT propone el uso de aditivos con propiedades antifouling y anti-bite en materiales plásticos que se usarán en cables de potencia o amarre submarinos y flotadores.

El HARSHLAB 0.5 consta de dos paneles con capacidad para alojar un total de 140 probetas de un tamaño estandarizado de 185×295 mm, pudiendo triplicar esta capacidad gracias a adaptadores para probetas de menor tamaño. Cada panel dispone de tres zonas diferenciadas: sumergida, intermareal y de salpicadura. Gracias al diseño avanzado desarrollado conjuntamente por Tecnalia y PLOCAN, todas las probetas pueden extraerse fácilmente desde la superficie del muelle, sin necesidad de medios auxiliares y en cualquier tipo de condiciones climatológicas, lo que permite un seguimiento exhaustivo de los experimentos.

El proyecto FLOTANT está estudiando la capacidad de nuevos materiales plásticos y aditivos de nulo o muy bajo impacto medioambiental, para resistir o evitar el crecimiento de microorganismos en su superficie (anti-fouling), así como evitar la mordedura de especies acuáticas (anti-bite), pero se trata de una infraestructura multipropósito donde se podrán estudiar los efectos de la corrosión en diferentes materiales o recubrimientos que se usan en el sector offshore. Además, junto con el Harshlab 1.0 en aguas del Cantábrico, y gracias a la colaboración con Tecnalia, se tiene la oportunidad de entender el comportamiento de diversos materiales en diferentes zonas climáticas.

FLOTANT ha recibido financiación del programa de investigación e innovación Horizonte 2020 de la Unión Europea bajo el Grant Agreement No. 815289